Samsung, acusada de “hinchar” un 20 % los resultados del banco de pruebas del Note 3

Movilidad
0 0 No hay comentarios

Los resultados de los benchmark o bancos de prueba permiten comparar las prestaciones de diferentes dispositivos y así establecer una comparativa que permite asignar a uno u otro el título de más potente. El problema llega cuando el fabricante ofrece unos datos y la posterior comprobación de dichos resultados ofrece una diferencia de hasta un 20 % con las cifras oficiales.

El periodista especializado en análisis técnicos Ron Amadeo ha hecho públicos los resultados obtenidos en su análisis del Samsung Galaxy Note 3 y está denunciando que la puntuación obtenida en su trabajo difiere sustancialmente de la del fabricante surcoreano.

Una diferencia que alcanza hasta el 20 % mediante los resultados que ofrecen populares herramientas de benchmarking como Geekbench, Linpack o Quadrant. Un potente procesador late en el interior del Note 3 y le permite alcanzar una puntuación superior a 23.000, pero esos mismos cuatro núcleos del Snapdragon 800 a 2,3 Ghz en el LG G2 apenas supera los 19.000, y la única ventaja del Samsung es que lleva 3 y no 2 Gb, como el LG.

Samsum_Galaxy_Note_3

Ya con el Galaxy S4 se puso en duda la veracidad de los resultados de benchmark que ofrecía Samsung, y en esta ocasión los surcoreanos no han contestado (todavía) a estas acusaciones de manipulación de unos resultados que, además y como hemos podido comprobar, tampoco es tan complicado demostrar si coinciden o no con la realidad.

El truco, según parece, estriba en que cuando el terminal detecta que está siendo sometido a un test entra en modo de alto rendimiento, lo que eleva los resultados a cambio de consumir más energía y generar más calor, motivo por el que dicho modo no está disponible para otras aplicaciones, algo que ya ha sucedido también en algunas ocasiones con pruebas efectuadas en tarjetas aceleradoras gráficas para ordenadores.

vINQulo

ArsTechnica

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor