El cibercrimen le cuesta 1 billón de dólares a la economía mundial

Gestión de la seguridadSeguridad

Más allá de las pérdidas monetarias, las compañías sufren otros efectos como tiempos de inactividad, caída de la eficiencia y daños de reputación.

El impacto económico de los incidentes de ciberseguridad en las compañías es cuantioso. Según datos del informe Los costes ocultos del cibercrimen de McAfee y el CSIS (Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales), los delitos cibernéticos le cuestan a la economía mundial más de 1 billón de dólares.

En 2018 la cifra era algo más de la mitad, 600 000 millones de dólares. El billón actual equivale en torno al 1 % del PIB mundial.

La mayoría (56 %) de las organizaciones no dispone de un plan de prevención y respuesta. Y menos de un tercio (32 %) confía en la efectividad de su estrategia. “Sin planes efectivos para responder y prevenir los incidentes cibernéticos, las previsiones indican que la cifra de 1 billón de dólares aumentará en los próximos años”, advierte Ángel Ortiz, director regional de McAfee para España.

El 92 % de las compañías nota efectos que trascienden las pérdidas monetarias. Por ejemplo, en tiempo de inactividad y eficiencia. Tener sus sistemas parados les hace perder 9 horas de trabajo semanales, como media, lo que a su vez impacta en la productividad.

Buena parte de las organizaciones tardan unas 19 horas en reparar los efectos de un incidente tras su descubrimiento. Si se tiene en cuenta que las problemáticas más importantes requieren de consultas externas, el precio de la respuesta a incidentes se eleva.

A esto hay que sumarle el coste de rehabilitar a imagen de marca, incluyendo la contratación de nuevos empleados para evitar caer en los mismos errores en el futuro. En 1 de cada 4 casos, la inactividad por un ciberincidente perjudicó su reputación.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor