Actualidad TI israel

Tecnología domesticada para salvar vidas

Israel, tanto a nivel militar como en el ámbito de empresas privadas, siempre ha estado a la vanguardia en materia de desarrollo tecnológico. En este artículo analizamos las claves que lo han permitido y cómo esos avances han terminado llegando al mundo civil.

Así destruye la Cúpula de Hierro israelí 15 misiles a la vez

Iron Dome

Ahora que Israel y Gaza parecen haber alcanzado la paz (lamentablemente, siempre temporal en aquella conflictiva zona) parece un buen momento para explica cómo funciona un arma que ojalá tarde mucho tiempo en tener que usarse, siendo lo deseable que jamás haya una razón para volver a activarla. Se trata del dispositivo conocido como Cúpula de Hierro, un sistema de detección e intercepción de misiles que es el gran responsable de que los múltiples lanzamientos obra de Hamás terminen su camino de destrucción en las alturas en lugar de llegar a sus objetivos en Israel. Te mostramos a continuación un vídeo explicativo del sistema así como otro del mismo en acción.

Israel también quiere llegar a la Luna

20140201-210600.jpg

Después de Estados Unidos, Rusia, China e India hay una nación que quiere convertirse en la quinta potencia espacial capaz de hacer llegar un ingenio a nuestro satélite. Se tratará de una pequeña nave del tamaño de una lavadora, con 121 kilos de peso. Israel está negociando con la agencia espacial india para llevar a cabo el lanzamiento en 2016.

Facebook compra por entre 100 y 200 millones de dólares una compañía israelí de análisis de datos móviles

La cuantía de la adquisición es aún motivo de controversia pero sí se ha confirmado que Onavo, empresa dedicada al análisis de datos derivados de comunicaciones e interacciones móviles pertenece ya a Zuckerberg que pasará a tener tras esta compra sus propias oficina en Israel, destino importante en los últimos años para la tecnología, como se ha puesto de relieve con la presencia en el país de Google tras adquirir Waze.

Silicon Valley mira hacia Israel

Israel acumula uno de los mayores niveles de jóvenes empresas del mundo, lo que le ha valido el sobrenombre de “nación startup” y el interés de los gigantes tecnológicos.