Qualcomm insiste en las posibilidades de la automoción moderna

Innovación

Está ayudando a marcas como Honda, Volvo y Renault a desarrollar sus nuevos vehículos conectados y eléctricos.

Qualcomm se alía con Microsoft para desarrollar una nueva generación de gafas de realidad virtual preparadas para el metaverso, pero también con compañías del campo de la automoción para impulsar experiencias digitalmente avanzadas en el coche del futuro.

La compañía norteamericana de semiconductores amplía sus esfuerzos y ha anunciado colaboraciones con marcas como Honda, Volvo y Renault.

Para empezar, ayudará a Honda a impulsar las capacidades de los sistemas de información y entretenimiento gracias a la tercera generación de las plataformas Snapdragon Cockpit.

Esta tecnología estará presente en los próximos modelos de coches Honda disponibles comercialmente a partir de verano.

Usar “nuestras plataformas Snapdragon Cockpit de tercera generación brinda experiencias personalizadas y altamente inmersivas a los vehículos”, destaca Nakul Duggal, director general de automoción para Qualcomm.

El objetivo no es otro que “satisfacer la creciente demanda de experiencias de conducción personalizadas y digitalmente avanzadas” con soluciones escalables, basadas en inteligencia artificial y preparadas para soportar altos niveles de cómputo.

Esto quiere decir que habilitará capacidades como asistencia virtual, interacciones más naturales entre el vehículo y el conductor y la seguridad contextual.

La relación de Qualcomm con el Volvo Car Group también se expande para mejorar los sistemas de infotainment.

Las dos compañías trabajan en este caso con Google para dar forma a los próximos automóviles deportivos totalmente eléctricos de Volvo y Polestar (Polestar 3), que incluirán la nueva generación de Snapdragon Cockpit y el sistema operativo Android Automotive (AAOS).

Estos vehículos confiarán en tecnologías inalámbricas para capacidades avanzadas de WiFi y Bluetooth, contarán con la ayuda del asistente de Google y la navegación de Google Maps y deberían llegar al mercado antes de que finalice 2022.

Sus creadores esperan ofrecer un producto más rápido, con una mejorad destaca de procesamiento.

“Utilizando nuestras últimas innovaciones de hardware y software”, explica Nakul Duggal, se podrán “multiplicar las velocidades de computación en el automóvil, la generación de gráficos y el procesamiento de audio sobre alternativas anteriores”.

Snapdragon Cockpit es un componente clave del Snapdragon Digital Chassis, el conjunto de plataformas de Qualcomm capaces de digitalizar un automóvil.

Este Snapdragon Digital Chassis se compone de plataformas abiertas y escalables conectadas a la nube y será aprovechado también por los próximos vehículos Renault.

Qualcomm y Renault Group han ampliado su colaboración para llevar las experiencias de automoción hacia lo digital, con una arquitectura centrada en vehículos extensibles y flexibles que cubran las expectativas cambiantes de los consumidores.

El objetivo final, dice Nakul Duggal, es “ofrecer experiencias inteligentes y perfectamente conectadas que sean seguras, intuitivas e inmersivas“.

Las nuevas arquitecturas que pondrán Qualcomm y Renault en uso potenciarán la conectividad y las interacciones dentro del vehículo, pero también las ayudas al conductor, la administración de funciones, los servicios de suscripción y las actualizaciones.

Renault tiene la intención de incluir la última generación de Snapdragon Cockpit en su modelo de vehículo eléctrico Mégane E-TECH.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor