Tras subir las acciones de Tesla un 480 % durante 2020, Elon Musk ya tiene una fortuna de 82.200 millones

EmpresasInversores

La importante apreciación en los mercados bursátiles de las acciones de Tesla ha propulsado cual cohete de SpaceX la fortuna personal del fundador de ambas empresas, Elon Musk.

Dede que comenzó 2020 la cotización de las acciones de Tesla se ha incrementado hasta en un 480 %, lo que ha convertido a Elon Musk en una de las mayores fortunas del planeta, con 82.000 millones de dólares.

Musk fundó Tesla en 2003 y es su mayor accionista, además de su director general. Tras unos comienzos dubitativos ha ido alcanzando progresivamente una posición más que consolidada en lo mercados bursátiles y ha visto cómo su valor se multiplicaba vertiginosamente en los últimos años. Aunque ninguno como este 2020, con un precio por título que ha pasado de $86 a $500 en apenas once meses.

Además la empresa de automóviles eléctricos que homenajea al legendario inventor Nikola Tesla ya encadena cinco trimestres consecutivos con beneficios, algo que consolida su uena marcha y la confianza en sus perspectivas de futuro.

Fortuna personal de crecimiento vertiginoso

Una de las consecuencias es el aumento de la fortuna de Musk, como hemos dicho primer accionista de la empresa por volumen. Una riqueza personal que sólo desde el mes de abril de 2020 ha pasado desde 24.600 millones de dólares a 82.000 millones de dólares. Buena parte del incremento de valor de las acciones deriva de la operación de split que llevó a cabo la empresa en agosto. Esto supuso una partición de los valores, multiplicando el número de acciones aunque con un menor valor nominal por cada título, lo que favoreció la entrada de muchos pequeños accionistas.

De hecho tan solo en los últimos dos días Musk ha añadido 7.600 millones de dólares a su fortuna debido únicamente a la subida de la cotización de sus acciones de casi $100 por título.

Un millonario que no cobra sueldo

Con todo, esta riqueza personal asignada a Musk no pasa de ser un valor contable y no realmente una pila de billetes. Conforme a las leyes de California, el fundador de la empresa no recibe un salario por parte de Tesla y en su lugar este queda consignado en una cuenta propiedad de Tesla donde permanece intacto.

Una de las razones para esto tiene que ver con la fiscalidad de dicho pago. Mientras no se haga efectivo el mismo Musk no tiene que tributar sobre esas ganancias.

Lea también :