Voi, fabricante sueco de patinetes eléctricos, factura 8,4 millones durante su primer año operando en España

EmpresasFacturaciónGestión Empresarial

En su primer año en España la facturación de Voi ha superado los 8.420.000 € con unas pérdidas ligeramente superiores a un millón de euros. Las inversiones realizadas han sido cuantiosas, como los 7.800.000 € dedicados a adquirir nuevos vehículos. Es el saldo de la presencia comercial de esta empresa sueca en España durante 2019, su

En su primer año en España la facturación de Voi ha superado los 8.420.000 € con unas pérdidas ligeramente superiores a un millón de euros. Las inversiones realizadas han sido cuantiosas, como los 7.800.000 € dedicados a adquirir nuevos vehículos.

Es el saldo de la presencia comercial de esta empresa sueca en España durante 2019, su primer ejercicio completo tras ganar el concurso público de adjudicación del servicio de alquiler de patinetes eléctricos en Sevilla. Es información contenida en las cuentas presentadas al Registro Mercantil a las que ha tenido acceso Cinco Días.

Voi se fundó en Estocolmo en 2018 y ese mismo año inició su carrera comercial en España se inició en 2018 aunque se vio interrumpida, regresando a la actividad al año siguiente. Desde Voi se atribuye esta interrupción y el retorno al servicio por causas relacionadas con el vandalismo de que eran objeto sus patinetes.

En la actualidad, además de refuerzos y elementos de seguridad que garantizan la integridad del patinete eléctrico contra manipulaciones o daños causados por el agua, se incluye una geolocalización mediante GPS que transmite en todo momento la posición mediante tecnología 4G. De esta forma puede conocerse con exactitud la ubicación del patinete.

Otra de las razones para que Voi decidiera interrumpir el servicio que ofrecía en España tiene que ver con la ausencia de una regulación que amparase adecuadamente los servicios que presta de alquiler de patinetes eléctricos. Algo que afortunadamente ha cambiado y le ha permitido volver. En la actualidad mantiene presencia en medio centena de ciudades de más de una docena de países, tanto con patinetes eléctricos como con bicicletas eléctricas, también en régimen de uso compartido.

Recientemente ha completado una ronda de financiación por valor de 160 millones de dólares y espera alcanzar la rentabilidad a lo largo de 2021.