El misterio de las ventas de Vista sigue sin desvelarse

Sistemas OperativosWorkspace
0 0 1 comentario

Microsoft siguió manteniéndose reticente a hablar de las ventas de Vista y Office 2007 en la vídeo-conferencia que ofreció el jueves por la noche con sus analistas y no dio ningún detalle sobre los cambios de las diferentes SKUs.

Sabemos que los vendedores de hardware no están contentos con los resultados obtenidos. A principios de esta semana, por ejemplo, ATI/AMD dijo que no había conseguido el incremento esperado por la introducción de Vista.

¿Y por qué los de Dell han vuelto a Windows XP?

Los fabricantes de DRAM y CPUs no han experimentado aumentos en sus ventas, por lo tanto, aunque Microsoft hubiese desvelado sus ventas el jueves, conociendo las unidades de mantenimiento de existencia (SKU) de Vista, cualquiera podría hacerse una idea de cómo están saliendo las cosas.

Microsoft ni siquiera ha hecho comparaciones con la evolución de la introducción de Vista en el mercado respecto a la evolución que tuvo XP hace cinco años, y cuesta creer que las empresas estén haciendo algo más que obtener licencias para estudiar cuándo y cómo van a migrar a unos ordenadores más potentes.

Resulta ahora más difícil que nunca saber cuál es la porción del pastel de Windows en la factura de materiales para la fabricación de un PC (la lista BOM). Las diferentes SKUs de Vista lo hacen muy difícil de valorar, ya que no hay grandes grupos de integradores de sistema desde que apareció Vista.

Lo que está claro es que Microsoft no tiene problemas en subir los precios y en captar a su audiencia de distribuidores que son incapaces de rechazar a una gallina que no siempre pone huevos de oro, como sucedió con Windows 95.

Gran parte de ese 65 por ciento de incremento en los ingresos de Microsoft durante el tercer trimestre es consecuencia de los resultados de los trimestres anteriores. La empresa ha cambiado sus métodos de contabilidad para que cada vez que venda una licencia Vista, el ingreso se acumule en ese trimestre y no en un período de tiempo, como sucedía con Windows XP.

Por tanto, aunque parezca que Microsoft lo está haciendo bien, tendremos que esperar unos dos o tres trimestres más para poder juzgar las cosas en su justa medida. Mientras tanto, podemos hacernos una idea más aproximada utilizando los otros barómetros de Windows, como el rendimiento que aportan las ventas de CPUs, tarjetas gráficas y memoria. Las empresas de semiconductores no parecen estar haciendo crecer su negocio, sino sólo empujando a la competencia para obtener cuota de mercado. Microsoft no parece tener ese problema, ¿verdad?

vINQulos
Noticia original
Microsoft no para de crecer

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor