Europa acusa a Microsoft de no permitir navegadores alternativos

Empresas

Los de Redmond no han cumplido lo prometido y se enfrentan ahora a unas consecuencias que tomarán forma de multa económica.

¿Multa a la vista? Europa se pone seria y acusa, ya formalmente, a Microsoft de no cumplir lo prometido.

Bruselas se ha pronunciado, y lo ha hecho sin dar lugar a dudas: Microsoft no cumplió su compromiso de ofrecer la opción de diferentes navegadores a Explorer en su sistema operativo Windows.

A pesar de admitir lo que Redmond calificó de “error técnico”, la firma no ha cumplido desde entonces con lo prometido por lo que deberá “enfrentarse a las consecuencias”, como ha dicho el comisario de competencia de la UE, Joaquín Almunia. Los usuarios no tienen aún del acceso a una pantalla de opciones, medida correctiva interpuesta por Bruselas 3 años atrás.

Las consecuencias tendrán a todas luces carácter económico. No se ha especificado la cantidad pero el máximo que podría pagar Microsoft, siguiendo las normas de competencia europeas es de hasta el 10% del volumen de negocio anual.

Microsoft sumaría de esta forma una multa más a una larga lista de sanciones interpuestas por la Comisión Europea relacionadas con el abuso de posición dominante o competencia desleal.

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor