Un informe advierte que la UE no liderará el camino al 5G sin un marco regulatorio adecuado

5GMovilidadOperadoresRedes

La neutralidad de red y la eliminación del roaming dificultarán las inversiones en 5G.

Se espera que para finales de este año, dos tercios de todas las suscripciones móviles en los EEUU sean 4G. La situación al otro lado del charco dista bastante: sólo el 30% de las suscripciones será 4G.

Estos son los datos con los que arranca un informe elaborado por New Strand Consult y que hace hincapié en el retraso del mercado de telecomunicaciones e inalámbrico de Europa frente al de Estados Unidos.

El principal escollo para el Viejo Continente es la inexistencia de un único operador que ofrezca servicios 4G a escala paneuropea. Esto, sumado a que las inversiones en infraestructura se han mantenido planas en los últimos dos años ha permitido a EEUU tomar ventaja.

Según la consultora, la Unión Europea, que en los últimos 10 años ha acumulado un tercio de la inversión mundial en infraestructura de telecomunicaciones, ha perdido posiciones hasta representar una quinta parte.

El crítico informe duda además sobre la capacidad europea de liderar en 5G “cuando la UE aún no está preparada para 4G”.

Las normas sobre neutralidad de red y sobre la eliminación del roaming dificultarán este camino, señala el documento. Por un lado, porque la aplicación de la neutralidad de red hace imposible operar redes 5G; por otro, porque sin los cargos por roaming los operadores no podrán recuperar los costes que supone dar servicio.

“Sin las políticas correctas y un marco regulatorio son sólo unos tópicos vacíos”, concluye el informe.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor