Intel se siente discriminada por las investigaciones antitrust europeas

AlmacenamientoDatos y AlmacenamientoEmpresas

El fabricante de chips se queja de no haberse podido defender correctamente ante las acusaciones de monopolio.

Intel ha declarado que la investigación de monopolio que la Unión Europea le está realizando es “discriminatoria” y “parcial”, manifestando además que no ha podido defenderse de forma adecuada de estos cargos.

Según las acusaciones Intel habría abusado de su poder de monopolio en un intento por deshacerse de su competidor directo en el mercado de los procesadores, AMD.

Supuestamente, Intel habría vendido chips por debajo del coste pagado y habría creado una cadena de minoristas no nombrados oficialmente, con la condición de que éstos no vendieran procesadores de sus rivales. Asimismo, se le atribuyen intentos de entorpecer el lanzamiento al mercado de productos basados en chips de AMD.

En anteriores declaraciones públicas, Intel ha defendido su inocencia y comunicado que espera ser absuelto de los cargos. Ahora, el fabricante de chips está teniendo por objeto la propia Comisión Europea y su manejo de la defensa de la investigación. La compañía considera que ésta no ha podido obtener “pruebas documentales” de los cargos que se le atribuyen, según informa The New York Times.

Además Intel pretende que las decisiones de la institución comunitaria queden anuladas, y que las objeciones sean extendidas a 30 días tras la supuesta presentación de los documentos que probarían su culpabilidad. El fabricante solicita incluso que sea la Comisión Europea quien se haga cargo de todos los trámites judiciales, por los que “injustamente” se le está acusando de monopolizar el mercado.

Autor: apayo
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor