Nueva sanción para Telefónica

EmpresasOperadoresRedes

La CMT ha certificado en una resolución que la operadora española está tratando de impedir que sus clientes de ADSL se cambien a Orange y a Yacom.

La Comisión del Mercado de Telecomunicaciones (CMT) ha dictado una resolución en la que certifica que Telefónica está poniendo trabas para impedir que sus clientes de ADSL se cambien a Orange y a Yacom, ambas filiales de France Télécom.
De momento Telefónica tendrá que pagar unos 10 millones de euros entre penalizaciones por retraso en el servicio y cobros mal aplicaciones a las dos afectadas. Pero las cosas podrán complicarse aún más para la operadora española: Orange y Yacom han pedido también la apertura de un expediente sancionador por los hechos denunciados, y el organismo regulador está de acuerdo. Eso sí, Telefónica se ha librado de tener que pagar otra cifra millonaria a Orange y Yacom, ya que ambas pedían también daños y perjuicios contra ella.
De esta forma, la CMT da la razón a Orange, que el pasado 27 de noviembre alertaba de que el 14 por ciento de las desagregaciones que hacía Telefónica de las líneas de los clientes que se querían dar de alta en Orange y Yacom eran incorrectas, lo que generaba importantes retrasos a la hora de provisionar la conexión de ADSL a dichos clientes. Aunque oficialmente ya tenían la línea en las nuevas compañías, el servicio no les funcionaba y estaban obligados a tramitar un procedimiento de avería, lo que suponía una traba.
Por otro lado Orange constató que las averías en las líneas cedidas a los clientes mayorisitas de Telefónica, presentaban muchas más averías que las registradas en las líneas de Telefónica.
Por todo ello, la CMT ha condenado a Telefónica a abonar a Orange y a Yacom, en el plazo de 15 días, las penalizaciones por los retrasos en la entrega de servicios de la línea de ADSL y en la resolución de incidencias asociadas a dicho servicio.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor