Un iPhone 4 sobrevive a una caída desde un avión

Fabricantes de SoftwareProyectos

Puede que el iPhone 4 haya tenido problemas en la recepción de la señal, pero su resistencia está fuera de duda ya que el ejemplar del smartphone de Apple ha salido prácticamente ileso de una caída desde 300 metros de altura.

El propietario del iPhone que se precipitó al vacío es Ron Walker, que pertenece a la Fuerza Aérea de Combate de Estados Unidos y es el responsable de que la altura y la posición del avión sean las correctas para que los paracaidistas se tiren.

Walker se encontraba desempeñando sus tareas habituales cuando al asomarse fuera del avión para verificar su posición notó como su iPhone 4 se caía de su bolsillo, saliendo despedido a más de 200 kilómetros por hora sobre algún lugar indeterminado de Carolina del Norte.

El dueño del iPhone lo daba por perdido, pero según él mismo relata, al llegar a tierra fue capaz de localizar el lugar en el que había caído gracias a la funcionalidad Find My Phone.

Cuando Walker consiguió encontrar su iPhone 4 la sorpresa fue mayúscula, ya que el terminal no había sufrido prácticamente ningún desperfecto, al margen de los lógicos arañazos en la carcasa a consecuencia del impacto.

Al parecer, los árboles de la zona en la que cayó amortiguaron el golpe, aunque no deja de ser sorprendente que el smartphone continúe funcionando sin mayores problemas.

El propio Walker ha colgado las fotos de su terminal tras el impacto:

vINQulos

Cnet, iLounge

 

 

 

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor