Una pizca de sal para sextuplicar la capacidad de los discos duros

Datos y AlmacenamientoInnovaciónInvestigación y Desarrollo

Científicos de Singapur han conseguido mejorar el proceso de fabricación de estas unidades de almacenamiento aplicando una solución salina que permite ver y ordenar sus nanoestructuras de información.

Un grupo de científicos del Instituto de Investigación de Materiales e Ingeniería de Singapur ha conseguido mejorar la técnica actual para la fabricación de discos duros que permitirá el desarrollo de unidades con mayor capacidad de almacenamiento. ¿Cómo? Gracias a la sal común.

    El nuevo proceso podría comercializarse en cinco años
El nuevo proceso podría comercializarse en cinco años

Al parecer, mediante la aplicación de una solución salina durante el proceso se facilita la visibilidad de las nanoestructuras que contienen información en los discos y, así, se puede ordenar el esquema para incluir más bits. Hasta ahora, éstos se disponían al azar.

“Ahora somos capaces de ver las líneas que normalmente son borrosas”, explican los responsables del descubrimiento tal y como recoge Wired, “es como guardar la ropa en una maleta, cuánto más ordenada esté más cosas podrá llevar“.

Esta técnica de nanoestampación fue desarrollada por el investigador Joel Yang cuando estudiaba en el Instituto de Tecnología de Massachusetts y se calcula que dará origen a discos duros con una densidad de grabación de 3,3 terabits por pulgada, esto es, seis veces mayor a la que tienen las unidades de hoy en día.

Según Yang y recoge The Telegraph, el proceso podría ser comercializado en 2016, “cuando las técnicas actuales se quedan sin fuelle y los fabricantes de discos duros necesiten encontrar métodos alternativos” para aumentar el espacio de almacenamiento.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor