Alerta: falta talento digital

Gestión EmpresarialTrabajoTransformación Digital

El número de profesionales TIC que salen de universidades y centros de formación profesional es muy inferior a la demanda de talento digital de las empresas.

La transformación digital que afrontan todos los sectores económicos ha disparado la demanda de profesionales TIC, desbordando la capacidad del sector educativo.

Según el ‘I Estudio Empleabilidad y Talento Digital’, elaborado por VASS Research y la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), España tiene un “severo déficit cuantitativo y cualitativo de talento digital”, poniendo en riesgo el papel de nuestro país en un escenario mundial que se está construyendo en torno al sector TIC.

El informe pone de manifiesto que el número de empresas que se dedican a la programación, consultoría y otros servicios relacionados con las TIC ha crecido en España un 57% en la última década, mientras que el número de titulados en Informática de las distintas universidades se ha reducido un 44%.

Especifica que si tenemos en cuenta el número total de compañías de todos los sectores -no sólo TIC- que requieren perfiles TIC, contamos con un universo de 28.500 entidades empleadoras, una cifra superior a los 25.700 nuevos recién titulados en Informática que terminan cada año sus estudios tanto en las universidades españolas como los centros de Formación Profesional. Esto significa que hay una compañía por persona con formación en Informática.

Además, el estudio advierte que existe una significativa brecha de competencias, tanto técnicas como conductuales y motivacionales. Así, si el nivel de talento que buscan las empresas para los nuevos perfiles de informáticos fuese de 100 puntos, existe un ‘gap’ equivalente a 40,3 puntos. Esto quiere decir que en la universidad se están cultivando competencias a las que las empresas no consiguen extraer toda su utilidad. También conlleva que las organizaciones tengan que afrontar costosos procesos de recualificación para los recién contratados, que pueden no estar aprovechando habilidades y conocimientos que ya poseen.

Respecto a las ‘hard skills’, las empresas sólo perciben un nivel suficiente en 7 de las 19 categorías de conocimientos técnicos establecidos en la investigación, con una nota media de 5,7 sobre 10. Las compañías detectan un mejor nivel de preparación de los jóvenes en la administración de sistemas LAN-WAN, seguido de la maquetación y diseño de páginas web, la programación en entornos web -Java, Javascript, HTML, PHP- y el diseño e implementación de bases de datos -MySQL, Oracle o SQL Server-. Por el contrario, las carencias más significativas se encuentran en los conocimientos de programación avalados con una certificación, la gestión de la seguridad o el ámbito Big Data.

En cuanto a las ‘soft skills’ o competencias conductuales, el estudio arroja mejores resultados, ya que los recién titulados reciben una puntuación media de 6,33 sobre 10. Los aspectos mejor valorados por las compañías son la capacidad para trabajar en equipo, la flexibilidad para adaptarse a cambios y nuevas situaciones y el expediente académico, con una media de 7,2 sobre 10. La flexibilidad salarial y geográfica son las capacidades que las empresas más echan en falta en los jóvenes.

La investigación también incide en las diferencias de percepción que tienen los jóvenes sobre su nivel competencial y la valoración del mismo que hacen las empresas. En el ámbito de las ‘hard skills’, destaca que los jóvenes informáticos se autoevalúan de forma más severa que las compañías, mientras que se atribuyen un mayor grado de talento en habilidades conductuales de lo que perciben las empresas.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor