Ocho de cada diez trabajadores quiere volver a la oficina al menos tres días a la semana

Workspace

Un año después de la generalización del teletrabajo hay hasta un 80 % de los empleados que preferirían trabajar al menos tres días a la semana en la oficina.

Un año después de la generalización del teletrabajo debido al confinamiento ocasionado por la pandemia de la COVID-19 llega el momento de analizar la respuesta a este cambio de paradigma para el que hubo una transición apresurada y que a pesar de todo ha dado resultados óptimos.

La consultora CBRE España ha laborado el estudio “Un año de teletrabajo” cuyas principales conclusiones son que al menos el 80 % de los empleados prefieren trabajar en la oficina tres días a la semana cuando vuelva la normalidad y además un 35 % considera que una de las principales causas de la ineficiencia en el teletrabajo es el distanciamiento físico con los compañeros y con los clientes.

El estudio analiza el impacto del teletrabajo entre los empleados y avanza sobre sus expectativas para cuando se alcance una normalidad que permite regresar a la presencialidad y a los centros de trabajo habituales, con estos otros resultados en cuanto a preferencias de días en que trabajar en la oficina:

  • 5 días a la semana: 28 %
  • 4 ó 5 días a la semana: 14 %
  • 3 ó 4 días a la semana: 29 %
  • 2 ó 3 días a la semana: 23 %

En cuanto al hábito del teletrabajo el 85 % tenía muy poca o nula experiencia previa y la mitad de los encuestados reconocieron tener una menor interacción con sus compañeros desde la implantación del teletrabajo. Respecto de las principales causas que los empleados consideran como fuente de ineficiencia son el distanciamiento con compañeros y clientes (35 %), la situación familiar y personal en el hogar (26 %) y la insuficiencia en la dotación tecnológica y de equipamiento (22 %).

Commuting

Un elemento que pasa a adquirir especial relevancia en cuanto a las preferencias es la distancia a recorrer en los desplazamientos entre casa y oficina (commuting), puesto que el estudio de CBRE España revela que un 81 % de los encuestados optaría por trabajar en la oficina los cinco días de la semana si el trayecto no superase los 15 minutos a pie, dado que hay un 66 % de los encuestados que viven a más de 20 minutos a pie de su lugar de trabajo.

Condiciones en casa y repercusión en la salud

Otro aspecto destacable del estudio “Un año de teletrabajo” es el entorno de trabajo, que un 17 % de los encuestados considera como no adecuado, con un 25 % que no disponen de una habitación específica para teletrabajar. Además un 23 % reconoce carecer del equipamiento necesario para poder trabajar con eficiencia, específicamente en cuanto a monitor y teclado adecuados.

A cambio un 50 % reconoce que el teletrabajo le ha supuesto un impacto positivo para la salud con un 72 % que afirma poder hacer los descansos necesarios durante la jornada laboral gracias al teletrabajo, mientras que únicamente un 15 % de los encuestados ha sufrido un impacto negativo en su vida personal principalmente por la dificultad de conciliación laboral con la vida personal y familiar, al existir una mayor incidencia entre quienes viven en pareja o con hijos de corta edad.

Lea también :