Demandan a Microsoft por los “tiles” de Windows 8

Movilidad

La compañía estadounidense SurfCast alega ser propietaria de este concepto desde la década de los 90 y que Microsoft ha violado una de sus patentes de manera deliberada.

Microsoft lanzaba, por fin, Windows 8 el pasado jueves día 26 de octubre y Windows Phone 8 el día 29. Uno de los mayores atractivos compartido por ambos sistemas es su interfaz en forma de azulejos interactivos, los conocidos como “Live Tiles”. Y ahora esta funcionalidad se ha convertido también en uno de sus principales dolores de cabeza.

Y es que SurfCast, una compañía con base en Portland, ha decidido interponer una demanda por infracción de patentes, alegando que ella es la dueña del concepto de los azulejos desde hace dos décadas.

“Nosotros desarrollamos el concepto de Tiles en la década de los 90, adelantándonos en el tiempo”, comenta Ovid Santoro, director general de SurfCast en un comunicado publicado en el sitio web de la compañía. “Los Live Tiles de Microsoft son la piedra angular de sus nuevos sistemas operativos y están cubiertos por nuestra patente”, dice, en referencia a la U.S. Patent No. 6,724,403.

En dicho documento queda inscrito un “sistema y método para la visualización simultánea de múltiples fuentes de información”. Y en la demanda, presentada este martes, se alega que Microsoft infringió “deliberada y directamente” la propiedad intelectual de SurfCast a través de sus nuevos productos gobernados por Windows 8 y con la propia venta del sistema. Asimismo estarían en el punto de mira los móviles con Windows Phone 7 y Windows Phone 8 y las tabletas con Windows RT.

SurfCast también acusa a los de Redmond de inducir a sus socios y clientes a infringir una patente de la que tenían conocimiento “por lo menos desde el 21 de abril de 2009”. Y no sólo eso, las malas prácticas de Microsoft se extienderían a través de su tienda online, donde los usuarios pueden “buscar o navegar entre miles de aplicaciones, todas ellas agrupadas en categorías fáciles de encontrar” y basadas en el sistema de azulejos. “Microsoft también instruye a los desarrolladores acerca de cómo escribir aplicaciones que, cuando se descargan a través de la Windows Store y se utilizan en un producto acusado, infringen directamente una o más reivindicaciones de la patente ‘403″, alega la compañía.

¿Su objetivo? Que Microsoft “pague todos los daños causados a SurfCast” debido a sus supuestas infracciones.

Los de Steve Balmmer, por su parte, se han mostrado confiados de poder probar que la demanda no tiene fundamento “y que Microsoft ha creado una experiencia de usuario única” con sus “tiles”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor