Telefónica aumenta la puja por Vivo: 6.500 millones de euros… y abandonar Portugal Telecom

OperadoresRedes

La portuguesa convoca junta de accionistas especial para valorar la oferta, algo que no había hecho con la primera puja.

Telefónica no desiste en su empeño por hacerse con el control total de Brasilcel, la compañía que controla Vivo, y afianzar así sus posiciones en el mercado brasileño, donde el tira y afloja con Vivendi por el control de GVT le salió rana.
La nueva oferta revisada de la española, lanzada ayer a Portugal Telecom y que se convirtió en oficial esta madrugada, con la comunicación de las compañías a sus respectivas comisiones de valores, sube el valor de la puja.
Ahora, Telefónica ofrece 6.500 millones de euros por la parte que aún no tiene de Vivo, que pueden ser asumidos de forma inmediata por Portugal Telecom o en tres años. Es decir, la teleco le ofrece una compra inmediata o diferida.
Pero el caramelo de esta oferta no es ya la elevada cantidad de dinero puesta sobre la mesa, sino una promesa que va directamente a las últimas preocupaciones de PT. Telefónica se compromete a salir del capital de la lusa (donde es socio mayoritario) si ésta acepta su oferta.
Entre las opciones, da a PT el derecho a adquirir el capital de Telefónica en la teleco o bien que una tercera “entidad que sea indicada por PT” se haga con el 10% de Telefónica en la compañía; un cambio bastante llamativo de estrategia tras las amenazas de OPA hostil del pasado.
Portugal Telecom ha convocado asamblea general de accionistas para valorar la oferta (algo que no hizo con la primera, que fue rechazada directamente por la dirección de la teleco). La española también tiene hoy una cita con los accionistas, una junta ya programada.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor