Propinas, esperas pagadas, cancelación a los 2 minutos: Uber introduce cambios

EmpresasGestión Empresarial

Inmersa en una situación complicada, con denuncias y despidos, Uber busca mejorar su cultura y la propia experiencia de conducción.

Inmersa en una delicada situación que le ha obligado a despedir a varios empleados por comportamientos como acoso laboral y otros actos reprobables, y a investigar más de 200 denuncias, Uber está dispuesta a reconducir su camino.

Parece que Travis Kalanick se mantendrá alejado de las responsabilidades de la dirección y dejará de ser el CEO de la compañía.

Y es que Uber busca seguir toda una serie de recomendaciones emitidas por la firma Covington & Burling para evitar los errores del pasado y mejorar su cultura.

Además, en un correo electrónico enviado a sus conductores, Uber se ha comprometido a aplicar toda una serie de cambios que deberían potenciar la experiencia de conducción. Por ejemplo, se permitirá aceptar propinas, empezando por las ciudades de Seattle, Mineápolis y Houston, aunque la idea es que esta novedad se vaya extendiendo.

Uber promete que, a partir de ahora, cada viaje realizado cuenta, que se amplían los destinos para establecer más de un viaje diario hacia el mismo lugar y que será posible retirar ganancias con Instant Pay.

Otras novedades tienen que ver con el seguro por lesiones, con los viajes con adolescentes que ahora serán más caros y con las cancelaciones. En vez de esperar hasta los 5 minutos para recibir un pago por cancelación pasado ese tiempo, se baja a los 2 minutos. Además, si se pasan justo 2 minutos y se está esperando, el conductor ganará dinero, cobrando una tarifa por minuto.

La empresa estadounidense dice que todo esto “es lo correcto, es necesario desde tiempo y no hay mejor momento como el presente” para implementarlo. También ha dejado caer que “es sólo el principio. Sabemos que hay un largo camino por recorrer, pero no nos detendremos hasta que lleguemos”, asegura.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor