El Vicepresidente de Samsung vuelve a declarar en el caso del presunto soborno

JusticiaRegulación

Jay J. Lee ha sido llamado de nuevo a declarar para ser interrogado en un polémico caso de tráfico de influencia en Corea del Sur.

Malos tiempos para la imagen de Samsung, ya que Jay J. Lee, Vicepresidente de la compañía y heredero del imperio tecnológico, ha vuelto a enfrentarse a la justicia surcoreana, que sigue investigando su papel en un caso de tráfico de influencias, informan en Reuters.

En concreto, se estima que el directivo pudo aportar cerca de 37,3 millones de dólares a una empresa y fundación apoyadas por Park Choi Soon, una amiga de la entonces presidenta de Corea del Sur, que se tendrá que enfrentar a un proceso de ‘impeachment’ como consecuencia de todo el escándalo.

A cambio de la generosa donación, Lee habría logrado que el servicio nacional de pensiones, uno de los accionistas más relevantes de Samsung, diera su aprobación a la fusión de Cheil Industries y Samsung C&T, un movimiento esencial para que el ejecutivo pudiera hacerse con el control del gigante TIC surcoreano.

Asimismo, hay que destacar que al margen del posible arresto del Vicepresidente, el fiscal que instruye el caso podría decidir el encarcelamiento de otros cuatro directivos de la compañía.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor