Colt: “Este año vamos a hacer la mayor inversión en España desde que llegamos”

EmpresasRedes

La compañía, que cumple 25 años en nuestro país, tiene prevista la mayor inversión desde que llegase a España con la ampliación de su red en más de 1.000 kilómetros.

Colt Technology Services está de celebración: 25 años en España operando su propia red de fibra óptica y 15 años desde que se crease el Colt Shared Services Center en Barcelona.

Analizamos con Joan Monraba, director General de Colt en España, no sólo cómo han evolucionado las telecomunicaciones en nuestro país durante este cuarto de siglo sino también cuál ha sido la evolución de la propia Colt.

Una compañía que sigue apostando con fuerza por nuestro país, al que considera un auténtico hub digital y donde tiene prevista, este año, la mayor inversión desde que llegase a España con la ampliación de su red en más de 1.000 kilómetros.

-Lo primero, enhorabuena, están ustedes de doble celebración… 25 aniversario de su red en España y el 15 aniversario del Colt Shared Services Center en Barcelona. Así que, una pregunta muy general pero que obligada: ¿Cómo ha evolucionado el mercado de las comunicaciones en nuestro país en estos 25 años y, en esa evolución, cómo ha cambiado la propia Colt Telecom?

Para situarnos, echar la vista atrás 25 años es situarnos en 1997, el año en el que Kasparov se enfrentó a Deep Blue, el año en el que se firmó el primer protocolo contra el cambio climático en Kioto, y, curiosamente, el año que se empezaba a hablar de Internet… En aquel momento, en Colt empezábamos a vender enlaces punto a punto, “cabeza-cola” que se llamaba en esa época, de 2 Megabits. Hoy ofrecemos enlaces de 400 Gigabits.

Como puede verse, el cambio en estos 25 años ha sido simplemente espectacular.

Respecto a nuestra evolución, como sabes, Colt únicamente se enfoca al mercado empresarial y el despliegue de nuestra red se ha ido haciendo en función de las necesidades de las empresas. Actualmente, contamos con cerca de 3000 kilómetros de fibra propia en la Península más 4.000 Kms de red metropolitana, sobre todo, en las zonas de Madrid, Valencia y Barcelona.

Hemos ido creciendo en extensión y refrescando la tecnología y, lo cierto, es que el balance es muy positivo. Empezamos en el 97 una carrera de avances tecnológicos y hemos conseguido no solo seguir esos avances sino innovar.

Algo más difícil si cabe en un mercado tan maduro como este ahora mismo y en el que diferenciar tu propuesta de valor es muy relevante.

Calidad de servicio

-Usted mismo señala la madurez del mercado. ¿Cómo logra uno diferenciarse en un entorno así?

Es cierto que es un mercado con muchos players. Solo en Europa, hay 400 operadores. El propio regulador, empujado por los grandes operadores, ha favorecido, bajo la premisa de mantener la competencia, esta aparición de nuevos jugadores y se ha creado una diversidad brutal. ¡Hay un operador por cada millón de habitantes en Europa! Eso ha debilitado sobre todo a los grandes operadores, les ha obligado a hacer grandísimas inversiones y a tener unos retornos muy escasos.

Afortunadamente no es nuestro caso porque, afortunadamente, no debemos un euro a nadie.

Y en cuanto a diferenciarnos, el hecho de dedicarnos solo a empresas, ya es algo distinto. Nuestras inversiones van siempre destinadas a ampliar nuestra red y mejorar nuestra tecnología, únicamente pensando en las empresas.

Somos lo suficientemente grandes para dar el servicio que prometemos al mercado corporativo de gran empresa pero también somos lo suficientemente pequeños para que todos los clientes nos importen.

Tenemos 26.000 clientes en todo el mundo, no tenemos más. Por lo tanto la profesionalidad y la calidad del servicio no es una opción para nosotros, viene en el pack.

Con todos mis respetos, no es lo mismo dejar sin servicio a un usuario particular y que no pueda ver el fútbol que dejar a una empresa aislada, incomunicada con su centro de datos. Ese es nuestro valor diferencial.

colt_uc

-¿Cómo ha ido 2020 a nivel de negocio para Colt en nuestro país? Entiendo que ha sido un buen año por que han anunciado recientemente la contratación de 40 nuevos profesionales…

2020 ha sido para todos un año distinto. Hemos entrado todos en el mayor experimento de teletrabajo de la historia y hemos hecho cosas increíbles todos, nosotros, nuestros clientes, partners…

Ha sido un movimiento disruptivo, no planificado y en el que hemos tenido que trabajar con los clientes para repensar, en apenas horas, estructuras de conectividad nuevas y con innovadoras medidas de seguridad porque todas las empresas han tenido que ampliar sus perímetros de seguridad.

En Colt hemos tenido incrementos de tráfico de voz del 80 por ciento en nuestras interconexiones con redes de otros operadores y, en nuestras propias redes, hemos visto un crecimiento de entre el 30% y el 40% en el tráfico de datos así como hasta un 60% en el uso de los servicios de voz sobre IP debido al trabajo en remoto de los trabajadores.

Algo ante lo que la red ha resistido muy bien, sin disrupción ninguna.

En cuanto al negocio en sí, en 2002, hemos crecido a doble dígito. Es verdad que muchos proyectos se paralizaron… La incertidumbre no ayuda a tomar decisiones pero son proyectos que empiezan ahora a retomarse, lentamente pero sí.

Todo ello hace que seamos optimistas y también por ello vamos a contratar 100 personas más de las cuales 40 estarán en España.

Las telecomunicaciones se están moviendo, lentamente en algunos casos pero muy rápidamente en otros, a parámetros de definición por software.

Y donde antes teníamos una pila de equipos para gestionar las telecomunicaciones ahora tenemos uno solo, universal, con software que te permite incorporar los componentes de seguridad, funciones de red virtualizadas, etc.

En ese sentido y es una de las razones de nuestros buenos resultados, es muy importante, en mercados tan maduros, marcar el camino y lanzar productos nuevos al mercado, en este caso, gestionados por software como hemos hecho desde Colt.

Nosotros tenemos soluciones que nadie más tiene como son las redes definidas por software o los servicios on demand, en los que nuestros clientes, a través de nuestro portal, pueden incrementar o disminuir ellos mismos la capacidad de ancho de banda en tiempo real, según lo necesiten.

Esto es extraordinariamente útil para conectar centros de datos cuando tienen que hacer backups cruzados, actualizar contenidos, en el caso de empresas que tienen una nube pública y hacen actualizaciones, por ejemplo, durante el fin de semana…

Este servicio lo lanzamos antes de la pandemia pero, es cierto, que todo lo que tiene que ver con tendencias de transformación digital o de digitalización que ya estaban antes subyacentes, se han acelerado y ésta, como no podía ser de otro modo, también.

España, hub digital

-Volviendo al negocio: ¿Qué valor tiene España para Colt? ¿Cómo ha evolucionado tanto su red como los servicios que ofrecen?

Colt tiene básicamente cinco centros muy importantes en el mundo; Londres, India, Rumania, China y España. Y precisamente España es de los tres mayores en cuanto a importancia estratégica.

Además, en España, están sucediendo cosas muy importantes desde el punto de vista de las telecomunicaciones.

Es impresionante, por ejemplo, todos los proyectos que se están realizando en los últimos años de landing stations de cables submarinos; de los más recientes el anunciado en Bilbao desde el que partirán dos cables que conectan con EEUU o el desde Lisboa, hacia Brasil y hacia la costa oriental de África…

Como resultado de estas inversiones de cable submarino, se ha dado también una atracción muy importante hacia proveedores de contenido como Microsoft, Facebook, LinkedIn, Amazon, para abrir centros de proceso de datos en España. Por ejemplo, Amazon va a abrir toda una región en Zaragoza, 100.000 metros cuadrados de CPDs que van a tener conectividad de Colt.

Por lo tanto, en nuestro país hay claramente un ecosistema virtuoso: cables submarinos, proveedores de contenidos, integradores de sistemas y empresas como nosotros.

Todo ello, convierte a España estratégicamente en un hub de conectividad muy importante desde luego para la región Sur de Europa pero también para todo el continente y Madrid, en concreto, es un hub de interconexión sin duda.

Ese ecosistema es un generador de conectividad y de ancho de banda insaciable y para Colt es prioritario trabajar con ello, de forma anticipada.

Es decir, trabajamos con nuestros clientes, como por ejemplo con Amazon, de forma conjunta, incluso antes de que tengan decidido dónde planean abrir o crear una nueva instalación. Es nuestra estrategia de co-diseño y co-construcción de la red.

Como resultado de todo esto, este año tenemos prevista la mayor inversión para España desde que Colt se creó hace 25 años aquí. Estamos estableciendo nuevas rutas de fibra, más de 1.000 kilómetros, que se añadirán a las ya existentes.

Colt tiene casi 1.000 centros de proceso de datos conectados en todo el mundo (Europa, EEUU y Asia) de los cuales en España hay unos 60. Es un segmento muy importante para nosotros…

Comunicaciones en la nube

-A nivel tecnología, ¿cómo está influyendo la nube en el sector y, en concreto, en la oferta de Colt?

La pandemia, de nuevo, como señalaba ha acelerado enormemente la adopción de la nube como ha ocurrido con otras tecnologías. Lo que antes se veía un poco como un proyecto de riesgo (la deslocalización de la capacidad de computación y almacenamiento) ahora considera, al contrario, como una garantía.

En este sentido, Colt ya tenía los deberes hechos. Ya habíamos comenzado y seguimos conectando, con fibra propia, todas las regiones y todos los CDPs de los proveedores de servicios públicos de cloud computing. Microsoft Azure, AWS, Google, SAP, Oracle… Tenemos conectadas todas sus regiones con fibra de Colt.

Y es que si de verdad un cliente valora importa la seguridad, la predictibilidad, la latencia, el tiempo de respuesta, etc. no puede conectarte a la nube, por ejemplo, a través de Internet y ya. Necesita una conexión como la nuestra en la que le ponemos una autopista y además un coche para él solo, para que su información viaje de forma segura, rápida, predecible, etc.

Esta es nuestra propuesta y cada vez hay más empresas que lo demandan, empresas para las que la conectividad es una variable estratégica.

-¿Va a ser 5G la revolución que anuncian? ¿Cómo están preparándose para su llegada?

Sinceramente, aunque también creo que actualmente todo lo relacionado con 5G está un poco sobrevalorado, es cierto que su llegada va a traer nuevos negocios, nuevas formas de conectividad, más rápidas, etc. y esto siempre trae nuevas formas de innovación.

También mejorará la experiencia de usuario, aparecerán aplicaciones que ahora son impensables…

Nosotros no somos un operador móvil y por tanto desde ese punto de vista estaríamos fuera pero estamos absolutamente dentro de 5G porque para que los operadores móviles puedan entregar la calidad de servicio que prometen necesitan nuestras redes.

Los operadores móviles nos contratan el transporte de la señal desde las torres hasta donde ellos digan, a través de nuestra fibra. Y con la llegada de 5G lo harán aún más por lo que prevemos que, para Colt, será un nuevo generador de negocio.

-¿Qué opina de los fondos públicos y las ansiadas ayudas Next Generation? ¿Estamos ante una oportunidad única como país?

Sí pero porque además no hay otra opción; es sí o sí.

Es una oportunidad única y el foco que le está dando la Unión Europea de transformar el tejido productivo, de descarbonizar la economía y de impulsar la transformación digital creo que es el adecuado

Va un poco retrasado en mi opinión y por eso no creo que veamos ejecución de ningún plan de los auspiciados por las ayudas hasta muy finales de este año.

Y bueno, yo personalmente, tengo mucho interés en dos cosas de estos fondos: entender bien cuáles son las empresas en España que se van a beneficiar de esos fondos porque si hay más dinero en el mercado para transformación digital yo quiero mi parte y, según nuestros planes de inversión en la Península, quiero saber si tiene sentido que Colt opte también a esas ayudas.

Como decía, no es opcional; hay que hacerlo, aprovechar esta oportunidad y ahí vamos a empujar todos. Es una oportunidad de país en la que como empresa podemos aportar y lo vamos a hacer.

-¿Cuál quiere que sea el papel que juegue Colt en ese futuro inmediato de las telecomunicaciones? Si pudiera pedir un deseo para celebrar estos 25 años, ¿cuál sería?

Poder volver a celebrar; ese es mi deseo. Somos una compañía muy rica en activos, en nuestra red que es un activo casi imperecedero, pero aún más en personas… Esa conjunción nos tiene que permitir seguir creciendo.

Lea también :