España acuerda la extradición a Estados Unidos de John McAfee

JusticiaRegulación
mcafee

La Audiencia Nacional ordena la extradición a Estados Unidos de John McAfee por delito fiscal.

La Audiencia Nacional ha acordado la extradición a Estados Unidos de América de John McAfee, creador del popular antivirus que lleva su apellido y que está acusado en aquel país de delito fiscal. McAfee había sido detenido el pasado mes de octubre a su llegada al aeropuerto barcelonés de El Prat.

Aunque la justicia norteamericana también le reclamaba por acusaciones relacionadas con no haber presentado su declaración de la renta entre los años 2014 y 2018, el tribunal español solo autorizado su extradición en relación con las acusaciones de delito fiscal entre los años 2016 y 2018. Además la Audiencia Nacional ha denegado la posibilidad de que McAfee fuese puesto en libertad provisional mientras duren los trámites de la extradición.

El hecho de que en el acuerdo de extradición quedan fuera las acusaciones relacionadas con no haber abonado los impuestos correspondientes a la renta tiene que ver con que en España, según la Fiscalía de la Audiencia Nacional, la no presentación de la declaración de la renta no comporta un delito sino que es una mera infracción administrativa. Además en el caso de la legislación española solo contempla que se convierta en delito fiscal si la cuota tributaria defraudada superan los 120.000 €, una cantidad inferior a lo que habría dejado declarar McAfee en Estados Unidos.

Los delitos de los que se acusa a McAfee por parte de la Fiscalía de Estados Unidos comportarían pena de prisión de un máximo de cinco años por cada uno de los ejercicios en los que no abonó adecuadamente sus impuestos. El propio McAfee ha reiterado en múltiples ocasiones que era consciente de estar incumpliendo sus obligaciones, al tiempo que presumía de negarse al pago de impuestos.

Eludiendo el pago de impuestos

Para tratar de eludir el pago de los tributos correspondientes a sus ingresos derivados de charlas y eventos McAfee incurrió en comportamientos tales como transferir sus ganancias o adquirir inmuebles a nombre terceras personas así como cobrar mediante Bitcoins charlas o la cesión de los derechos para contar su biografía.

McAfee lleva años intentando eludir sus obligaciones tributarias, incluso presumiendo de ello, hasta el punto de haber manifestado en alguna ocasión que si la Justicia estadounidense llegaba a atraparle pasaría el resto de su vida en prisión al considerar que Estados Unidos querría convertirle en un ejemplo como advertencia a otros defraudadores de impuestos, mientras que él se considera “un perseguido político de Estados Unidos”.

Lea también :