Nutanix aumenta un 50% el rendimiento de su solución hiperconvergente

CloudDatacenter

Durante el congreso virtual .NEXT, Nutanix anuncia importantes novedades para afrontar la nueva era multicloud.

Nutanix, el fabricante de software que impulsó hace unos años la arquitectura hiperconvergente, se encuentra actualmente en plena madurez. Un momento dulce pero con la necesidad de seguir creciendo en un segmento donde la hiperconvergencia ya se le queda pequeña. Un momento en el que sigue recibiendo inyecciones de capital privado (750 millones de dólares por parte de Bain Capital Private Equity) para aumentar su oferta, número de clientes y, por ende, la ansiada rentabilidad. 

Tal es así que el propio CEO y cofundador de la compañía, Dheeraj Pandey, anunciaba hace unos días que daba un paso atrás para dejar el cargo de máximo responsable “y dedicar tiempo para leer y escribir, y aprender nuevos ámbitos, lo que simplemente no ha sido posible como CEO a tiempo completo”. Pero la presión creciente de los inversores también puede estar detrás de esa importante decisión. 

Como parte de esa madurez, Nutanix ha sabido acercarse cada vez más a la nube pública. Hay que recordar que su solución hiperconvergente estaba diseñada inicialmente para cubrir el ámbito de nube privada mediante unos appliances o servidores hiperescalares compuestos por computación, almacenamiento, conectividad y software, que se colocaban en la casa de los clientes, en sus centros de datos. Cada vez que necesitaban más capacidad, se colocaba un nuevo appliance encima del anterior, se “pinchaba” y, tras un par de clics, se duplicaba su capacidad. Los tiempos de despliegue y orquestación de los recursos se reducían a unos niveles nunca vistos en la historia de las TIC sin que esto supusiera una mayor complejidad en la gestión de la infraestructura … ese fue el secreto del éxito de Nutanix.

Pero poco tiempo después, el fabricante de software (nunca ha fabricado hardware, sino la arquitectura para conseguir esa hiperescalabilidad) se dio cuenta de que necesitaba ampliar el círculo y moverse hacia la nube pública. Y lo ha conseguido en los dos últimos años desplegando nuevas funcionalidades y compatibilidades para que los clientes puedan decidir en qué lugar hacer uso de la infraestructura hiperconvergente en función de sus necesidades.

Nutanix se ha abierto al mundo de la nube híbrida y multicloud haciendo valer su tecnología pero trabajando cada vez más de cerca con los grandes proveedores de nube pública como AWS, Microsoft Azure y Google Cloud para que estos soporten su arquitectura. Mientras tanto, también ha apostado por alianzas robustas con diversos fabricantes de infraestructura para la certificación y ejecución de su plataforma de software.

En este camino para expandir sus soluciones, Nutanix celebraba la semana pasada su conferencia .NEXT, en esta ocasión de forma virtual debido a la situación provocada por la pandemia. Durante el encuentro, el fabricante ha anunciado una importante batería de novedades que desgranaremos a continuación. 

Nutanix y Azure, una experiencia híbrida “sin fisuras”

Los proveedores de nube pública están ofreciendo unas capacidades de computación, almacenamiento y conectividad nunca vistas hasta ahora, siempre bajo el modelo de suscripción. Mientras tanto, los precios de pago por uso siguen bajando, siendo sus recursos TIC cada vez más accesibles para las organizaciones, sea cual sea su tamaño. Pero adolecen de diversos factores que sí tienen los despliegues de nube privada, como la privacidad, la seguridad o un control más profundo de determinados datos críticos para las organizaciones. Pues bien, durante el congreso Nutanix .NEXT, la compañía anunciaba un acuerdo con Microsoft a través del cual los clientes podrán hacer uso de ambos recursos en un modelo realmente híbrido para sacar lo mejor de ambos mundos. 

En un encuentro de Pandey con la prensa especializada, el directivo nos explicaba que esta asociación permitirá a ambas compañías ofrecer una experiencia híbrida y multicloud real en un entorno de gestión unificado y sencillo a través de software, “lo que resulta en una importante agilidad mientras se reducen los costes operativos, todo ello sin fisuras”.

Como parte de este importante acuerdo, Nutanix extenderá su arquitectura híbrida en los servicios de Azure a través de Nutanix Clusters on Azure, que permitirá, entre otras cosas, poder desplegar y gestionar nuevos recursos de Azure directamente desde el interfaz de Nutanix.  

Mientras tanto, el servicio de adquisición y soporte de nuevos recursos también se llevará a cabo de forma unificada para que los clientes, si así lo desean, solamente tengan que gestionarlo desde una única ventanilla. De forma similar la plataforma HCI de Nutanix se integrará con el plano de control Azure Arc para gestionar de forma unificada servicios de computación, contenedores y servicios de datos tanto on-premise como en la nube nativa. 

Un 50% más de rendimiento 

De forma paralela, los ingenieros de Nutanix han trabajado muy de cerca con Intel para trasladar a los clientes las ventajas de la última tecnología de Intel en materia de computación y almacenamiento. Según asegura la compañía, su plataforma de infraestructura hiperconvergente HCI ahora ofrece hasta un 50% más de rendimiento gracias a que aprovecha las últimas tecnologías de almacenamiento en unidades SSD basadas en el protocolo NVMe y en Intel Optane. Esto se traduce en una menor latencia durante las operaciones de E/S intensivas, como es el caso de grandes bases de datos o las que se llevan a cabo en aplicaciones sanitarias a gran escala.  

Asimismo, Nutanix HCI ya es compatible con los recursos para desarrolladores basados en código abierto Storage Performance Development Kit (SPDK) de Intel, que permite la creación de aplicaciones capaces de acceder directamente a las capacidades NVMe desarrolladas por el fabricante de semiconductores. 

Kubernetes como Servicio

La era de la gestión y despliegue de contenedores ya es una realidad y Nutanix no quería quedarse atrás en este importante avance en el sector tecnológico. Así, ha anunciado Karbon Platform Services, una plataforma multinube como servicio basada en Kubernetes que permitirá acelerar los despliegues de contenedores y las aplicaciones basadas en microservicios en cualquier modalidad de nube. 

En la práctica, las organizaciones podrán desplegar con una facilidad pasmosa todo tipo de aplicaciones, desde las nativas en la nube como las antiguas, que se pueden desacoplar de sus infraestructuras on-premise para ser ejecutadas en los entornos cloud. Y todo ello en la modalidad de pago por uso para que las inversiones en TI no se resientan.

De hecho, la estrategia de Nutanix pasa por mover todas sus licencias de forma paulatina al modelo de pago por uso para adaptarse a los tiempos del “todo como servicio”. 

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor