¿Cuáles son los beneficios del Internet de las Cosas?

Big DataDatos y AlmacenamientoInnovaciónWearables
13 65 No hay comentarios

El Internet de las Cosas es uno de los conceptos de moda en el mundo tecnológico. ¿Cómo se aprovechará todo su potencial?

Aunque todavía es una tecnología incipiente, en el horizonte ya se atisba la revolución que supondrá el desarrollo del Internet de las Cosas (IoT, en sus siglas en inglés).

Poco a poco, buena parte de los objetos cotidianos que nos rodean van a disponer de una conexión a internet: termostato, frigoríficos, coches…Dichos artículos suministrarán una ingente cantidad de datos, brindando a sus fabricantes una valiosa información acerca de su uso, problemas de los consumidores, etc., Esto permitirá conocer sus hábitos e incluso adelantarse a sus demandas, ofreciendo unos productos y servicios ‘a medida’ y predictivos. Y esto también implicará una modificaciones en los procesos de toma de decisiones en el seno de las empresas.

Según los expertos de The Valley Digital Business School, hay varios sectores que se beneficiarán sustancialmente del desarrollo del IoT. Por ejemplo, esta tecnología tendrá gran impacto en la gestión de infraestructuras: seguimiento y control de semáforos, puentes o vías urbanas y rurales, detección de cambios en las condiciones estructurales, respuesta inmediata en emergencias, mejora de la calidad, etc.

También repercutirá positivamente en el medioambiente, ya que permitirá optimizar recursos a la hora de prevenir y mejorar la eficiencia. Gracias a esta tecnología se podrá mejorar el control de calidad del aire o del agua, las condiciones atmosféricas o del suelo, etc.

El sector industrial será otro de los beneficiados con la implementación del IoT, que dará pie a la programación de actividades de reparación y mantenimiento, control y gestión centralizada de procesos, optimización de la cadena de producción e incluso respuesta inmediata a las demandas de producto.

En el ámbito energético, esta tecnología hará posible la monitorización remota y oprimización del consumo energético, almacenamiento inteligente, sistemas de detección y actuación, etc.

Asimismo, aportará interesantes beneficios en el entorno sanitario y en la medicina. Por ejemplo, pueden usarse dispositivos para proporcionar datos operativos a tiempo real, habilitar sistemas de notificación de emergencia y vigilancia remota o supervisar y asegurar el bienestar de personas mayores o con enfermedades crónicas.

En la logística y transporte sus virtudes se traducen en la posibilidad de realizar un seguimiento de los sistemas de transporte, tanto al vehículo como al conductor e infraestructura, así como control inteligente del tráfico, elección del estacionamiento, implantación de sistemas de cobro electrónico de peajes, gestión de logística y flota o asistencia vial y seguridad.

También encontrará aplicación en el ámbito del entretenimiento, ya que la mejora y creación de sensores en dispositivos móviles y la expansión de las tecnologías de realidad virtual y de consolas con sensores de movimiento servirán para enriquecer la información y mejorar la experiencia del usuario.

De este modo, el IoT se plantea como una tecnología de enorme utilidad a la hora de mejorar la eficiencia de los proveedores de productos y servicios. Pero para aprovechar todo el potencial de este cúmulo de datos recopilados por los dispositivos conectados a la red es imprescindible tener ‘músculo’ de análisis y procesamiento, por lo que las empresas especializadas en Big Data cobrarán un gran protagonismo. Por otra parte, el IoT ofrece oportunidades de negocio en el desarrollo de hardware, como wearables, beacons, electrodomésticos, etc.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor