Kindle Fire 10.1, a principios de 2012 y fabricado por Foxconn

MovilidadProveedor de ServiciosProyectos

La versión de 7 pulgadas ha sido diseñada por Quanta y, según los últimos informes, derivará en pérdidas de hasta 50 dólares por dispositivo vendido debido a su bajo precio de salida.

Tras rechazar la fabricación de la primera tableta de Amazon, Kindle Fire, Foxconn Electronics habría aceptado el encargo de la compañía de Jeff Bezos para la próxima versión de su dispositivo.

Foxconn rechazó la fabricación del primer Kindle Fire para centrarse en el iPad de Apple
Foxconn rechazó la fabricación del primer Kindle Fire para centrarse en el iPad de Apple

Con nombre en código “Coyote”, contaría con pantalla de 10,1 pugadas sobre las 7 de la tableta presentada este miércoles y podría empezar a distribuirse a finales de año. Aunque no llegaría a manos de los consumidores hasta 2012.

Al menos así lo aseguran fuentes de la industria contactadas por DigiTimes.

Esto significa que la compañía de comercio electrónico reforzaría su relación a largo plazo con Foxconn, que ya construye sus e-readers y que se vio obligada a priorizar la producción del iPad de Apple sobre la de la primera tableta de Amazon.

La versión de 7 pulgadas ha sido desarrollada por Quanta, que también se encargó del diseño de la BlackBerry PlayBook de RIM a principios de año. Una coincidencia que ha desembocado en el parecido físico de ambos productos.

Precisamente, esta primera incursión de Amazon en el mundo de los tablets PC podría no salir rentable. Al menos, a corto plazo.

Según el analista de Piper Jaffray, Gene Munster, 199 dólares como precio de salida implicará perder hasta 50 dólares por cada dispositivo. ¿Cómo tiene pensado recuperar esta inversión? Munster no lo dice, pero es de esperar que con la venta de contenido a través de sus servicios de libros, música, aplicaciones y vídeos, tal y como recoge Business Insider.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor