Huawei y HP, dos gigantes con un objetivo común de sostenibilidad

Green-ITInnovación

Ambas compañías han publicado recientemente informes de sostenibilidad en los que recogen sus avances de 2020.

Sólo hay un planeta y, si no se optimiza el actual consumo energético, podemos quedarnos sin él. En este plan de acción las compañías tienen mucho que decir, más allá de los ciudadanos de a pie. Durante los últimos años las tecnológicas han intensificado sus actividades medioambientales y han lanzado promesas orientadas a la reducción de emisiones de carbono, la adopción de energías renovables y la promoción de la economía circular.

¿Cómo les está yendo? Huawei ha publicado recientemente su decimotercer Informe de Sostenibilidad, en el que resume sus logros de 2020, un año marcado por la crisis sanitaria del coronavirus.

El año pasado, el gigante asiático redujo un 33,2 % las emisiones de CO2 por cada millón de yuanes ingresados por ventas frente a la situación de 2012, lo que supone superar el objetivo del 30 % que se había marcado. Ese fue uno de sus grandes logros, pero no es el único.

En su haber está el despliegue de soluciones de energía digital en más de 170 países y regiones, dando servicio a un tercio de la población mundial. Estas soluciones llevan generados 325 000 millones de kWh de electricidad a través de fuentes renovables y han ahorrado unos 10 000 millones de kWh. Así, Huawei ha evitado emitir 160 millones de toneladas de CO2.

La organización medioambiental CDP le ha otorgado la puntuación “A” por sus acciones de reducción de emisiones, mitigación del riesgo climático y desarrollo de una economía baja en carbono.

Otro punto a favor sería el aprovechamiento de materiales sostenibles en el proceso de embalaje, además de investigar en productos de mayor longevidad.

“Un mundo inteligente debería ser un mundo verde”, señala Liang Hua, presidente de Huawei, sobre sus progresos. “Los avances tecnológicos pueden ayudarnos a entender y proteger mejor la naturaleza, mitigando el impacto de la actividad humana en el planeta”, dice el directivo, que cree que “la tecnología puede trabajar en armonía con la naturaleza y ayudar a hacer de este mundo un lugar mejor.”

Huawei ha puesto sus soluciones tecnológicas al servicio de la lucha contra la pandemia en las comunidades donde opera. También ha ayudado a veintidós áreas protegidas de dieciocho países a gestionar sus recursos naturales y proteger la biodiversidad a través de la tecnología digital.

En 2020, desplegó los programas Skills on Wheels y Connecting Schools por dos centenares de escuelas, lo que acabó beneficiando a más de 60 000 personas. Y las soluciones RuralStar que dependen de ella alcanzaron cobertura de red para más de 50 millones de personas.

Mientras, su programa Seeds for the Future roza la lista de 9000 estudiantes en 130 países y regiones. Ahora Huawei va a poner en marcha Seeds for the Future 2.0, para lo que invertirá 150 millones de dólares en el desarrollo de talento en un periodo de cinco años.

Huawei no es la única compañía que está revisando sus planes. Desde Estados Unidos, HP también trabaja en un ambicioso objetivo. En su caso quiere acelerar la equidad digital para 150 millones de personas en 2030, algo que buscará con HP PATH (Partnership and Technology for Humanity).

Esto forma parte de su propia estrategia de Impacto Sostenible, que acumula ya veinte informes anuales registrando avances en derechos humanos y acción climática, entre otros campos.

“Nuestra estrategia de Impacto Sostenible está ayudando a fortalecer nuestras comunidades al tiempo que estimula la innovación y el crecimiento en todo nuestro negocio. La creación de tecnologías que inspira el progreso ha sido siempre una de las mayores fortalezas de HP y seguimos comprometidos para alcanzar los objetivos que nos hemos fijado”, ha asegurado Helena Herrero, presidenta de HP para el sur de Europa, al publicarse el nuevo informe.

“A medida que la tecnología digital transforma muchos aspectos de nuestra vida y la de nuestras empresas, existe un peligro real de dejar a muchas personas atrás. No podemos permitir que esto ocurra y, por ello, HP trabajará para romper la brecha digital que impide el desarrollo de las personas en aspectos como la educación, el empleo y la atención sanitaria que necesitan para seguir adelante”, cuenta Herrero.

HP tiene por reto volverse más sostenible y justa de cara al planeta y la sociedad. En términos de acción climática, a lo largo de 2020 contrajo su huella de carbono global un 4 % y la intensidad de las emisiones de GEI por el uso de productos un 33 %.

Esto ha ido acompañado de incrementos en el uso de plásticos reciclados (hasta un 11 %) y una menor presencia de los envases de plástico de un solo uso (con una reducción del 19 %). Al menos medio centenar de sus productos se han fabricado con plásticos destinados a acabar en el mar. Además, la compañía mantuvo la deforestación cero para el papel de su marca.

En cuanto a derechos humanos, está ampliando la presencia de mujeres en su plantilla. Cuenta con un 57 % de profesionales femeninas en funciones globales y un 32 % en puestos directivos. En el caso de España, sus Consejos de Dirección y Administración están compuestos en un 45,5 % y un 67 %, respectivamente, por mujeres.

Durante la COVID-19 ha impulsado iniciativas de aprendizaje digital frente al cierre de colegios. También movilizó su red de impresión 3D para desarrollar y distribuir más de 5 millones de suministros sanitarios, además de donar productos por valor de varios millones de dólares.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor