La crisis del coronavirus pone en evidencia las carencias de las pymes en digitalización y teletrabajo

Gestión EmpresarialTrabajo

Hasta 4 de cada 10 empresas españolas de pequeño y mediano tamaño dicen ser incapaces de gestionar sus negocios de forma integral cuando sus empleados teletrabajan.

La crisis sanitaria desatada por el coronavirus o COVID-19 está poniendo en evidencia las carencias de algunas empresas para implantar el teletrabajo.

Hay locales comerciales que han tenido que cerrar sus puertas temporalmente. Y las autoridades han recomendado que se recurra al trabajo en remoto para evitar la circulación y concentración de gente, para mantener al mayor número posible de personas en sus casas y así frenar los casos de contagio. Todo ello mientras se intenta mantener la actividad laboral.

Las pequeñas y medianas empresas son las que más dificultades están encontrando, según datos de Sage, que revela que un 40 % de las pymes españolas no son capaces de gestionar sus negocios de forma integral cuando teletrabajan. Además, un 67 % reconoce que sus problemas para teletrabajar les afectarán negativamente.

“Para llevar a cabo esta gestión integral, los empresarios tendrían que poder contar con los mismos sistemas de gestión que en las oficinas”, explica Sage, como, “herramientas de software que permitan mantener los mismos procesos habituales de contabilidad, facturación, procesamiento de datos, etc.”.

Por tanto, “el hecho de haber iniciado una transformación digital del negocio”, con capacidad de gestión desde la nube, acceso a aplicaciones conectadas o actualizaciones en tiempo real de bases de datos, “marcará la diferencia entre aquellas pymes que puedan sortear de manera medianamente efectiva la situación de parálisis e incertidumbre generada por la oleada de contagios del COVID-19 y aquellas que sufran más sus consecuencias”.

Las principales áreas a las que las pymes de nuestro país han estado destinando sus inversiones en digitalización son los servicios de voz, el acceso a internet, el email y la web, según Sage, “servicios muy básicos (y necesarios) que no cubren la totalidad de las actividades necesarias para gestionar un negocio de manera remota”.

En España todavía hay empresas reticentes a implementar herramientas de teletrabajo, alegando incertidumbre sobre la productividad. Hasta un 61 % de las pymes no ve claro que el teletrabajo pueda generar mayor productividad para el negocio.

“Este escepticismo se debe a que sus responsables no tienen una visión de la digitalización como un proceso integral, y se limitan a entenderlo como una ‘modernización’ de los procesos básicos de su negocio, lo que les brinda una sensación de descontrol sobre sus negocios. Cuando, la realidad, es que la digitalización de procesos de gestión y la implementación de herramientas en esta línea, es una palanca para la productividad tanto en las oficinas, como en las casas, tanto en periodos de crisis, como de estabilidad”, remata Sage.

Lea también :
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor