Microsoft comienza nuevo ejercicio fiscal con una reorganización de ventas

DespidosGestión Empresarial

La compañía acaba de arrancar su ejercicio 2018 con nuevos ajustes, que conllevarán más despidos, para mejorar la forma en que vende su software y servicios en la nube.

Se espera que hoy mismo Microsoft notifique a los empleados una reorganización interna que podría dar lugar a más despidos.

La reorganización, típica de la compañía al iniciar su próximo ejercicio fiscal (el ejercicio 2018 ha comenzado el 1 de julio), se centrará en gran medida en su organización de ventas aunque el gigante del software podría tratar de reasignar a los afectados.

En enero, Microsoft anunció una serie de cambios en la compañía que afectaron a sus organizaciones de ventas y marketing. Como parte de esos movimientos, varios equipos se trasladaron bajo la dirección de Judston Altoff, vicepresidente ejecutivo de Microsoft a cargo del Worldwide Commercial Business Group.

Fuentes cercanas a la empresa que apunta Bloomberg señalaron a finales de la semana pasada que la nueva reorganización busca mejorar la forma en que Microsoft vende su software y servicios en la nube.

El año pasado, Microsoft anunció recortes de plantilla que eliminaron 2.850 puestos a nivel global, incluyendo al menos 900 empleos de su unidad de ventas tras deshacerse de parte de su negocio de teléfonos inteligentes.

Según las fuentes, el gigante del software ha estado trabajando para crear una nueva forma de vender servicios de soporte a los clientes. No está claro cómo pueden afectar los acuerdos de licencias de volumen Enterprise Agreement de Microsoft.

El mes pasado, Microsoft reorganizó silenciosamente una serie de equipos de sus unidades Cloud, Enterprise, Inteligencia Artificial e Investigación. La compañía también ha mermado su unidad Developer Experience, reasignando a un número de personas de esa parte del negocio a otros equipos internamente.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor